MUJERES EN INFORMÁTICA: EL CASO DE LA CIBERSEGURIDAD

8 marzo, 2020 | Etiquetas: , ,

Dentro de la industria informática, uno de los espacios más masculinizados es el de la ciberseguridad, un área vinculada con la protección de sistemas, datos e infraestructura en organizaciones públicas y privadas.

Esta actividad comprende el trabajo que realizan las fuerzas de seguridad en investigación, prevención y acción contra el delito en el ámbito digital, y con la vigilancia llevada a cabo por organismos de inteligencia.

Además, la ciberseguridad también abarca la protección de activistas y defensores de derechos humanos, quienes pueden ser vigilados en su actividad online por estados y corporaciones.

El informe de ADC señala que la Argentina presenta situaciones preocupantes a considerar, tales como las propuestas para ampliar facultades estatales de vigilancia o las políticas de control biométrico de la población.

“En nuestro país, ni siquiera hay una estrategia nacional de ciberseguridad y eso también afecta a las mujeres, ya que enfrentan mayores riesgos que los varones, que gozan de ciertos privilegios en una sociedad patriarcal. Por eso, nuestra misión no es solamente aportar a un debate sobre estrategias de ciberseguridad, sino también buscar que esa estrategia refleje la cuestión de género. Para eso, es fundamental contar con la perspectiva de profesionales mujeres”, dice la socióloga Jeannette Torrez, investigadora de ADC.

Si dentro de la industria informática las mujeres de por sí son minoría, la investigadora sostiene que de los ámbitos de ciberseguridad “prácticamente huyen”. Aquí, los estereotipos se acentúan aún más, ya que se asocia al experto con la figura del hacker. “Por eso, aquellas que se animan son, de alguna manera, sobrevivientes en un medio donde se les está todo el tiempo poniendo palos en la rueda para que no estén. Lo que queremos es que no haya mujeres ‘sobrevientes’: queremos espacios laborales abiertos y libres de hostilidad”, subraya.

Entonces, ¿cómo se puede promover la inclusión y la permanencia de las profesionales en la industria del software?

Ver también : LA TECNOLOGÍA, UN JUEGO DE CHICAS

El informe finaliza con algunas sugerencias: la elaboración de programas dirigidos a niñas y adolescentes en las escuelas que apunten a romper con mitos y estereotipos, el apoyo a programas y becas que promuevan la participación de mujeres en las universidades, el incentivos a empresas de tecnología para que elaboren protocolos y guías de buenas prácticas para combatir la expulsión de mujeres en esos rubros, y la ampliación de licencias por paternidad, maternidad y por enfermedad de hijos, que favorezcan la corresponsabilidad y una distribución más justa de las tareas de cuidado familiar.

“Hay varias recomendaciones que se pueden tomar de otros países, como los nórdicos, que han hecho políticas de largo plazo para intentar revertir la situación de desigualdad de la mujer en el mercado laboral. Acá todavía son pocas las empresas que implementan protocolos para potenciar la participación de mujeres, por lo que un incentivo seguramente sería de gran ayuda”, afirma Torrez, y agrega que sería material para otro informe analizar “la desigualdad que sufren las personas trans en la industria informática, una población menor pero cuya discriminación es mayor”.

DESCARGAR INFORME

FUENTE: TSS

IMAGEN: Foto de Negocios creado por katemangostar – www.freepik.es


ÚLTIMAS NOTICIAS



Show Buttons
Hide Buttons